Suscribir al newsletter

Body Care

Cuidarnos en verano

Posted: enero 2, 2018 a las 4:07 pm   /   por   /   Comentarios (0)

Cuidarnos en verano

Finalmente el verano se ha instalado entre nosotros y eso significa que nuestros hábitos deben  adaptarse para afrontar esta nueva situación climatológica. Si bien es cierto que tenemos nuestros propios tips para darle lucha al calor y evitar que afecte a nuestra salud, estos son  algunos consejos para lograr manejar de mejor manera estas altas temperaturas. Los más importante y antes que nada, hay que tomar consciencia y conocer que debemos hacer y que no debemos hacer.

El calor produce una serie de efectos en nuestro organismo. Sobre todo en las personas mayores y en los niños estos efectos pueden ser aún peores. Inicialmente puede hacer que nuestra tensión arterial disminuya, al igual que nos da una sensación de agobio y cansancio. El calor en exceso puede terminar por provocar en nosotros el conocido ‘golpe de calor’, con el que nuestra salud y hasta nuestra vida pueden correr peligro.

Hidratándonos

Cuando hace mucho calor nuestro cuerpo pierde mucha más cantidad de líquidos y lo hace a través del sudor. Es que las altas temperaturas hacen que nuestro cuerpo tenga que equilibrar su temperatura interior mediante la transpiración. Por eso es necesario que mantengamos una adecuada hidratación mediante la ingesta constante de líquidos para mantener nuestro organismo en óptimo estado.

Durante los meses de verano, que es cuando el calor se siente mas,  es necesario que aumentemos la cantidad de líquidos que ingerimos diariamente. Es importante que dotemos al cuerpo del agua que necesita, y para ello debemos tomar cera de tres litros de agua por día. Es muy importante llevar con nosotros una botella de agua, más aun si estamos en la calle, expuestos al sol y si realizamos deporte.

Protegernos del sol

El sol es otra de las contrariedades que se nos presentan en estos meses, y sucede que las radiaciones están en sus niveles más altos en relación al resto del año. Por ello es necesario que tomemos las precauciones necesarias y utilicemos protección solar para evitar quemarnos. Las mismas consideraciones las debemos tomar pensando en nuestra vista, es importante que tengamos lentes de sol homologadas y que nos ayuden a eludir el exceso de radiación que a la larga afectará a a nuestros ojos.

También debemos proteger nuestra cabeza si vamos a permanecer mucho tiempo expuestos al sol. Además de esto, es importante evitar estar al sol en las horas del día en las que más incide con sus rayos sobre la superficie terrestre, ya que aumentamos de manera exponencial el riesgo de padecer cualquier trastorno procedente de las altas temperaturas. Por eso será conveniente evitar exponernos en las horas centrales que se comprenden entre las doce del mediodía y las seis de la tarde.

Alimentarnos correctamente

Este es otro punto importante para combatir el calor. Debemos consumir alimentos ricos en líquidos y frescos. Evitemos las comidas copiosas y cargadas de alimentos ricos en grasa y calorías, ya que de este modo el consumo de líquidos y la demanda de los mismos por parte del cuerpo serán menores. Ingerir alimentos ligeros y frescos es la base para afrontar las altas temperaturas que nos van a perseguir en estos meses.

Comentarios (0)

Escribir un comentario

Comentario
Nombre E-mail Website